Filipinas: Denuncia la ruptura de sindicatos en la linea directa de Ética de Coca-Cola y ¡te van a venir a buscar!

Cuando el sindicato del Cuerpo de Venta de Coca-Cola en Meycauayan, en Filipinas, descubrió el pasado año que algunos representantes de la gerencia estaban desalentando activamente a los agentes contables acerca de ser miembros del sindicato (en contra de la política anunciada a los sindicatos por la gerencia nacional de Filipinas luego de que IUF lo elevara a The Coca-Cola Company -TCCC-), llevaron este tema a su encuentro nacional de consulta y esperaron una pronta solución.

A cambio de ello, el gerente nacional de Recursos Humanos les dijo que no discutieran el tema con él, sino que le escribieran a la ‘Línea directa de Ética y Conformidad’ de Coca-Cola.

Mientras se preguntaba por qué el tema no podía ser abordado directamente, Arnel Blanquisco (Presidente del sindicato del Cuerpo de Venta de Coca-Cola y Vicepresidente de ACCUP –según sus siglas en inglés, Alianza de sindicatos de Coca-Cola en Filipinas para la región de Luzon), finalmente siguió este consejo y escribió en julio de 2010 al comité de Ética – para enterarse sólo diez días después que los gerentes que estaban implicados en la actividad antisindical habían sido informados acerca de su queja de la compañía, mientras que él mismo oficialmente nunca recibió ninguna respuesta. Desde ese momento en adelante, comenzaron a hostigarlo y a amenazarlo.

Como punto culminante de este hostigamiento, el 28 de marzo de 2011 Arnel fue atacado y golpeado por el Gerente Territorial de Ventas del CCBPI (según sus siglas en inglés, la Incorporación de las Embotelladoras de Coca-Cola de Filipinas), apoyado por tres supervisores/Jefes de equipo. La agresión, que ocurrió durante el izamiento de bandera en la oficina de ventas, llevó a que Arnel sufriera lesiones descriptas tanto en el informe policial como en el médico, como ‘magulladuras’.

El incidente es la continuación de meses de hostigamiento perpetrado por el Gerente Territorial de Ventas, Myron Francia, quién el pasado año forzó a agentes contables recientemente contratados para que entregaran cartas de renuncia ya preparadas. Después de que Arnel entregara una queja contra Myron Francia y una citación judicial, Francia se puso más agresivo, terminando en el ataque del 28 de marzo.

Como primera reacción, la gerencia local de Coca-Cola ¡transfirió a Arnel para castigarlo!

Dado que los mecanismos de resolución han obviamente fracasado de manera completa en este caso, IUF ha puesto este atroz incidente sobre el tapete de la gerencia de mayor antigüedad de TCCC y espera, una vez que los datos sean verificados, rápidas acciones compensatorias.

‘Estamos muy decepcionados de que un proceso que parecía muy positivo en general sea cuestionado por el fracaso de TCCC no sólo en detener una forma de ruptura de sindicatos en una parte de su operación, enviando señales completamente erróneas para otros empleados, pero también en evitar la violencia física contra un trabajador de Coca-Cola dedicado y representante del sindicato’, dijo el Secretario General de IUF Ron Oswald.

Al momento en que se escribió este artículo, Coca-Cola había comenzado una investigación acerca del tema pero aún no se habían obtenido los resultados finales.

Choose your language:

Login

Fight outsourcing and job destruction!