Home

Hablan trabajadores y trabajadoras de PepsiCo de Pakistán: ¡por qué necesitamos al sindicato que la compañía se niega a reconocer!

11 November 2016 Urgent Action
Versión para impresora

Samina2Afiliada al sindicato Samina Mehboob: "Hace 11 años que trabajo como embaladora en PepsiCo FritoLay. En 2008, me caí de la máquina que estaba limpiando, me golpeé y quedé inconsciente. Estuve en el suelo durante casi dos horas antes de que me trasladaran al hospital. Necesité 10 puntos de sutura en la cabeza. La compañía no pagó ninguno de mis gastos médicos, así que tuve que gastar todo mi dinero en tratamientos y medicamentos. Después de cuatro días tuve que volver a trabajar otra vez porque no quería perder mi salario diario. Quiero que PepsiCo proporcione a cobertura médica a trabajadores y trabajadoras".


Anwar2Afiliada sindical Anwar Bibi: "Trabajo en la fábrica FritoLay de PepsiCo en Lahore desde hace cinco años, en el departamento de residuos, según el sistema de que si no hay trabajo, no cobro. Siempre he llegado a la fábrica a las 5:00 de la mañana y si llego unos pocos minutos tarde no voy a conseguir trabajo porque mi puesto ya está ocupado por otra trabajadora contractual que llegó antes. Junto con las otras trabajadoras contratadas, nos reunimos todos los días frente a la puerta de la fábrica, preguntándonos si conseguiremos trabajo. Si no consigo trabajo, perdí el tiempo y tengo que pagar el transporte de regreso a casa. La compañía dice que no es problema suyo, ¿pero quién es el responsable entonces?"


Samina2Afiliado sindical Khadim Hussain: "Vine a trabajar a PepsiCo en 2009 y desde entonces trabajo en condiciones precarias, sin trabajo garantizado de un día para otro. En los últimos tres años he trabajado en varios departamentos como cargador en el departamento de residuos. Tengo un problema en la pierna y no puedo cargar peso pero la dirección nunca lo tuvo en cuenta y me puso en el departamento de carga. Me he quejado ante mis supervisores muchas veces pero nunca se tomaron medidas. Después de afiliarme al sindicato, la gerencia me presionó y me ofreció trasladarme a otro departamento si renunciaba al sindicato. Yo rechacé la oferta y mi puesto sigue siendo precario. ¡Me quedo en el sindicato y pido empleo permanente!"

Las trabajadoras han sido extremadamente activas en la lucha por los derechos sindicales en la fábrica de PepsiCo de Lahore manifestando con regularidad que exigen reconocimiento sindical y empleo permanente.. Pero son invisibles: el último informe de inspección de fábrica, de marzo de 2016, ni siquiera indica su presencia en la fábrica. Sin embargo, se informa que de los más de 1500 trabajadores y trabajadoras empleados en la fábrica durante el último año, solamente 134 tenían empleo permanente.

Los trabajadores y trabajadoras están decididos a defender a su sindicato que fue oficialmente reconocido y se concedió el estado de negociación colectiva en julio. PepsiCo respondió a esta demanda de derechos y reconocimiento acosando y amenazando a los dirigentes sindicales, presionando a los trabajadores y trabajadoras para que dejen el sindicato y creen un sindicato falso para usurpar los derechos de negociación colectiva.

PULSE AQUÍ PARA ENVIAR UN MENSAJE A PEPSICO.

PepsiCoLahorewomen3