Publicado: 05/05/2022

La reciente detención de Aliaksandr Yarashuk, Presidente del Congreso de Sindicatos Democráticos de Belarús (BKDP) y antiguo miembro del Comité Ejecutivo de la UITA, junto con otros 20 dirigentes sindicales aproximadamente, es un paso más hacia la dictadura total en Belarús, un régimen estrechamente alineado con Putin.

Junto con las otras federaciones sindicales internacionales, la UITA está copatrocinando una nueva campaña LabourStart, y pedimos a todos los miembros que apoyen y promuevan la campaña ¡AQUÍ!

  • Desde agosto de 2020, la represión de sindicalistas y activistas de la sociedad civil en Belarús ha continuado, con más de 1.200 personas encarceladas por su desacuerdo público con las elecciones amañadas o por su participación en concentraciones y huelgas pacíficas
  • Lizaveta Merliak, Secretaria Internacional de la afiliada de la UITA, BITU, fue nuevamente detenida e interrogada
  • El Director General de la OIT, Guy Ryder, ha expresado su profunda preocupación por las informaciones sobre las detenciones de dirigentes sindicales en Belarús y ha pedido que se ponga fin a la intimidación de quienes ejercen pacíficamente su derecho a la libertad sindical en el país

Sue Longley, Secretaria General de la UITA, declaró: "La UITA denuncia este nuevo intento de reprimir a los sindicatos independientes. Nos unimos a la comunidad internacional para exigir el fin inmediato de la violencia y el restablecimiento de los derechos y las libertades democráticas en Belarús."

 

La UITA denuncia este nuevo intento de reprimir a los sindicatos independientes. Nos unimos a la comunidad internacional para exigir el fin inmediato de la violencia y el restablecimiento de los derechos y las libertades democráticas en Bielorrusia.
Sue Longley, Secretaria general de la UITA